Mostrando entradas con la etiqueta internet. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta internet. Mostrar todas las entradas

ASOCIAN TIEMPO EN EL INTERNET CON DEPRESION JUVENIL

NUEVA YORK (Reuters Health) - Pasar tiempo navegando en internet es algo normal entre los adolescentes, pero un nuevo estudio sugiere que hacerlo por muchas o pocas horas estaría asociado con la depresión.

Los resultados, publicados en la revista Pediatrics, no responsabilizan a internet, ya que participantes del estudio que no usaban internet también tuvieron riesgo de desarrollar síntomas depresivos.

Los autores sostienen que tanto el uso excesivo, como el no uso, de la web servirían como señal de alerta de que un adolescente está teniendo dificultades.

El equipo de Pierre-Andre Michaud, de la Universidad de Lausana, en Suiza, entrevistó a 7.200 personas de entre 16 y 20 años sobre el uso de internet.

A los que pasaban más de dos horas por día "online" se los consideró usuarios "excesivos" y a los que se conectaban entre algunas veces por semana y dos horas por día se los consideró usuarios "regulares".

Los adolescentes respondieron también varias preguntas relacionadas con la salud y la "tendencia depresiva" para medir con qué frecuencia una persona siente tristeza o desesperanza.

Los usuarios "excesivos" o los "no usuarios" de internet eran más propensos a estar deprimidos o muy deprimidos que los usuarios "regulares".

Entre los varones, los usuarios "excesivos" y los "no usuarios" eran un tercio más propensos que los usuarios "regulares" a obtener un registro alto en la escala para medir la depresión, mientras que entre las mujeres, las usuarias "excesivas" tenían un 86 por ciento más posibilidad de desarrollar depresión que las usuarias "regulares".

En el grupo de "no usuarias", esa posibilidad alcanzó el 46 por ciento. Aún así, los registros promedio de depresión en los "no usuarios", los usuarios "excesivos" y los "regulares" se ubicaron en el extremo inferior en una escala de 1 a 4 (entre 1 y 2; 1 significa "sin depresión").

El equipo no respondió cuántos participantes de cada grupo tenían depresión. Otro estudio de Suiza publicado en el 2010 había estimado una tasa de depresión pediátrica del 1,4 por ciento.

Se desconoce, según el equipo, por qué el uso excesivo y el no uso de internet estuvieron asociados con un aumento del riesgo de desarrollar depresión. Una hipótesis es que, como los adolescentes se conectan con amigos, los que nunca usan internet estarían más aislados socialmente.

En cuanto al uso excesivo de la red, estudios previos habían hallado una relación con los síntomas depresivos, pero por motivos que aún se desconocen. Un estudio sobre adolescentes de Taiwán había demostrado que los síntomas de depresión preceden el uso excesivo de internet.

Y en este estudio surgieron otras preocupaciones asociadas con la salud de los usuarios "excesivos" de internet: el 18 por ciento de los varones tenía sobrepeso, comparado con el 12 por ciento del grupo de usuarios "regulares"; y el 59 por ciento de las mujeres dormía poco, a diferencia del 35 por ciento del grupo de usuarias "regulares".

Como con la depresión, se desconoce la causa de estos resultados. En cuanto a la pérdida de horas de sueño, el equipo lo atribuyó a que algunas adolescentes reemplazan tiempo de descanso por tiempo online.

Y sobre el sobrepeso de los varones, se desconoce si el tiempo de sedentarismo frente a la pantalla potencia el aumento de peso o si los adolescentes con sobrepeso tienden a pasar más tiempo frente a la computadora.

Lo importante, según el equipo, es que tanto el exceso de horas online como el no uso (o pocas horas) de internet podrían indicar que un adolescente tiene problemas. Por otro lado, el uso "regular" de internet (hasta 2 horas por día en el estudio) sería una conducta adolescente "normal".

Aun así, el equipo aclara que el estudio se realizó en el 2002, antes de la aparición de las populares redes sociales Facebook y Twitter. Ahora, muchos adolescentes pasan más tiempo online y la definición de una exposición "regular" podría variar.

FUENTE: Pediatrics, online 17 de enero del 2011
Reuters Health

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...