EL BENEFICIO DE PONER A TU BEBE BOCA ABAJO CUANDO ESTA DESPIERTO

Los últimos estudios han demostrado que los bebés puestos boca abajo cuando estan despiertos han mejorado su desarrollo motor.
Así lo asegura el estudio pionero a nivel internacional del fisioterapeuta José Luis Pérez, profesor de la Facultad de Ciencias de la Salud de Las Palmas de Gran Canaria, que lo incluirá en su tesis doctoral y que hoy lo presentó en una rueda de prensa junto con el bebé Hugo Flores, de cinco meses, con el que demostró las habilidades psicomotrices que ha adquirido tras los ejercicios con los que ha sido estimulado desde que nació, prematuramente.
Pérez destacó que la vida sedentaria también está afectando a los bebés, a los que se acostumbra, muchas veces por comodidad, a pasar casi todo el día boca arriba y sentados en carritos, cuando la recomendación tanto de la Academia Americana de Pediatría como de la Sociedad Española de Pediatría, es que esta postura se adopte sólo para dormir, que es el único momento en el que pueden acaecer las muertes súbitas durante el primer año de vida.

Explicó que el hecho de poner al bebé boca abajo cuando está despierto y vigilado, al menos dos horas al día, supone darles la oportunidad de que vivan experiencias y desarrollen su capacidad motora y cognitiva, un "derecho" que no se les puede hurtar porque "se aprende a través de las sensaciones".

José Luis Pérez demostró, a través de Hugo, el tono muscular, la capacidad para mantener erguida la cabeza y seguir objetos con la mirada, además del desarrollo lumbar que adquieren los niños que son estimulados desde que nacen y explicó que el estudio que llevó a cabo con 132 bebés también concluyó que los que no recibieron estimulación temprana tuvieron más dificultades en su maduración motora.

Además de prevenir problemas digestivos como el reflujo esofágico, ejercitar al bebé boca abajo con ayuda de una toalla enrollada a la altura de la axila, para ayudarle a mantener erguida la cabeza, también le ayudará, según el estudio de José Luis Pérez, a que gatee antes de que comience a andar, lo que le permitirá adquirir herramientas para desenvolverse mejor y no caerse, cosa que no ocurre con los niños que omiten el gateo y comienzan a andar directamente.

A juicio de José Luis Pérez, la estimulación temprana, que hasta ahora se practica a los niños con problemas debería ofrecerse a todos los bebés porque "la fisioterapia, además de rentable, es ecológica" y con estas recomendaciones de "rutinas motoras", de las que se podría informar a los padres en los centros de Atención Primaria, se contribuye a promocionar la salud y prevenir enfermedades futuras.

Así, afirmó que el origen de males de la sociedad actual como la obesidad podrían encontrarse en la ausencia de estimulación temprana, lo que también relacionó con la falta de actividad de los niños llamados "gandules".

Se trata, dijo, de hábitos de conducta que se han de inculcar desde el nacimiento para que formen parte de la vida cotidiana en el futuro porque lo más importante es la influencia que da el entorno en el que se viva.

De la misma forma, consideró erróneo llevar a los bebés en un carrito por la calle, ya que esa postura impide al niño captar por completo las sensaciones que sí podría percibir si fuera colgado en un capazo con forma de mochila.

1 comentarios:

  1. me encanto lo que escrites, un buen estudio yo soy fisioterapeuta y trabajo con niños con un retraso motor leve, moderado y la estimulacion temprana es la mejor prevencion

    ResponderEliminar

Gracias por comentar!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...